21 noviembre, 2012

Lágrimas Mágicas - Ana Joyanes Romo.


Libro: Lágrimas mágicas.
Autor: Ana Joyanes Romo
Ediciones Idea
ISBN: 978-84-8382-373-6
172 páginas
13,47 € (Agapea)
Lágrimas Mágicas, de Ana Joyanes, estaba en mi librería durmiendo. Cada vez que iba a por un libro que leer, discretamente asomaba su delgada figura roja y sus letras amarillas, intentando reclamar mi atención. El próximo serás tú, le decía, y siempre había uno que se colaba y lo dejaba ahí, esperando. Hace un par de semanas lo cogí y lo abrí. De su interior cayó, como una lágrima, un ticket de compra, señal de que no lo había abierto desde entonces, y que me señalaba con intención, como diciéndome ¡debería darte vergüenza! Inmediatamente pensé: un ticket de compra, una lágrima mágica. Ese hecho simple y revelador ya me dijo que estaba ante un libro especial, con vida propia. Antes de empezar a hablar de ti, “lágrimas”, te pido disculpas por haber sido tan remolón contigo, pero sabes que la literatura fantástica no es que me atraiga demasiado. Desde que allá por los años ochenta leí “La historia interminable” no he leído más nada de literatura fantástica. Digamos que ese alma joven, tan necesaria para leer fantasías, se quedó hibernando. Pero puedo decir que, después de leerte, te aseguro que ha despertado con mucha hambre y ya no puede parar. Ahora mismo estoy acabando otro del que os hablaré en breve (“La puerta de Albequa” de Víctor Marrero) y otro más (“El libro del cementerio” de Neil Gaiman), y estas navidades me meteré con el ambicioso proyecto de leer el volumen uno de “Juego de Tronos” de George R.R. Martin, a la espera de que los Reyes me regalen el volumen dos (ya está en la lista). 
Te debo una disculpa “lágrimas”, perdona. Ahora me doy cuenta de que
me he perdido un libro sorprendente. No es un libro para niños, aunque sí que lo es. Tampoco es para adultos, aunque sí que lo es también. Elfos, duendes, hadas, trolls, un gato montés y parlante, y un valiente dragón, se dan cita para contarnos que viven en paralelo con los humanos, que se libran batallas en su mundo igual que en el nuestro, y que amistad, honor y compromiso son las claves para triunfar. Pemp, un joven duende, rescata a una niña llamada Paula y la lleva hasta el bosque con la  ayuda de unas hadas y Wacco, un enorme gato montés. Una vez allí, convence a sus habitantes para que juntos la protejan y la aleccionen hasta convertirla en la joven Stella, una valiente guerrera. A un tiempo, María, la madre de la niña, sigue un rastro, el de unas piedras preciosas recogidas en el bosque que al acercarlas a su corazón despiertan en ella un sentimiento difícil de descifrar. Ambas historias avanzan en paralelo hasta cruzarse. Todo esto nos lo cuenta la escritora en un estilo tan sencillo como auténtico. Dice Ana Joyanes, su autora, que es un libro enfocado a lectores con espíritu joven, independientemente de su edad, y lleva mucha razón. A mi, que ya peino canas, me ha cautivado y enganchado desde las primeras páginas. Yo leí hace ya unos meses Sangre y Fuego, de la misma autora, un registro distinto pero que tiene muchos paralelismos con éste por el lenguaje directo, no exento de elaboración sino cargado de sentido, que conecta con el lector para engancharlo a la trama y no dejarlo escapar fácilmente. Así resumo el estilo Joyanes. Pendiente estoy del próximo, que me ha dicho una duende de ojos vivos y sonrisa afable que anda cerca, muy cerca, dentro de un mes. También un libro fantástico. Quizás le robe el sitio a Juego de Tronos, y sea éste el que duerma un año en la biblioteca reclamando mi atención. Quién sabe, quizás la venganza de "lágrimas" esté servida. Les seguiré contando. 

Crítica: Miguel Angel Brito