23 octubre, 2013

Concordancias Gramaticales (II). Casos especiales

Manual de escritura
  • Los títulos y tratamientos, como usted, usía, señoría, excelencia, eminencia, alteza, majestad, etc., conciertan con el adjetivo masculino o femenino, según el sexo de la persona a quien se aplica. 
Su Majestad la reina es muy ilustrada. 
Su Majestad el rey es muy campechano.
Usted ha sido invitado a la clausura del curso. 

  • Las denominaciones cariñosas o irónicas, como vida mía, corazón, luz de mis ojos, cielito, ángel, bebé, etc., no impiden la concordancia con el sexo de la persona a quien se refiere. 
  • Cuando el sustantivo es colectivo y está en singular, el verbo y/o adjetivo debe ir en ese número, aunque también puede usarse el plural, aludiendo las cosas o personas que incluyen en su definición. Igual sucede con las palabras parte, mitad, tercio, resto y otros semejantes. 
Toda la tripulación trataba de alcanzar la costa nadando.
Toda la tripulación trataban de alcanzar la costa nadando.
De todas las fotografías presentadas, se aceptaron la mitad; el resto, rechazadas, fueron devueltas a los autores.
 
  • El verbo ser, cuando es copulativo, concierta a veces con el predicado y no con el sujeto, especialmente en la lengua coloquial. 
Mi sueldo es mil euros al mes. 
Mi sueldo son mil euros al mes.

Coordina: Ana Joyanes