26 febrero, 2010

Lenore, de Roman Dirge

lenore

Título: Lenore
Autor: Roman Dirge
Editorial: Norma


Lenore es un cómic divertido pero uno no se da cuenta de esto más que cuando llega al final.

El primero de los tomos, donde se nos presenta a Lenore, la tétrica niñita que regresa del mundo de los muertos, es algo soso y los gags se quedan a veces en situaciones algo ridículas donde uno no puede encontrar la gracia por más que la busque (no creo que sea un problema de traducción). Tras terminarlo, pronto estuve tentado de dejarlo y no empezar con el segundo tomo.

A medida que leemos el segundo tomo, como uno ya está acostumbrado al ritmo y al tono, podemos ir entendiendo mejor a la niñita, que -por si no lo he dicho- tiene unas extrañas tendencias
tras regresar a la vida como zombie (como aplastar hamsters, guardar cosas en frascos, hacer experimentos, etc). En este segundo tomo se van incorporando más personajes a la historia hasta ir completando la pandilla de Lenore, una pandilla muy particular con diferentes formas, olores y aficiones.

El tercer tomo es el que más ameno se hace, a mi entender. El lado más gore de los personajes se hace muy gracioso. Las historias comienzan a tener más entidad al ser más largas -no quedándose ya en meros gags- y hay algunos diálogos totalmente grotescos y ridículos que invitan a la carcajada.

A pesar de que el formato del cómic es bastante simple, en forma de pequeñas historias que le suceden a Lenore, merece la pena a quien le guste el género.


Una curiosidad: el nombre de Lenore surge de un poema de Edgar Allan Poe. ¡Con tan funesta referencia cómo resistirse!