16 diciembre, 2011

El orfanato

Durante años cada uno de nosotros ha pedido a los Reyes Magos un papá. Ayer llegó uno, el primero; dice que se llama Noel, está gordo y es algo más viejo de lo que nos hubiese gustado pero, mientras llegan el resto de padres, hemos decidido quedárnoslo.
Se parece un poco al director, a quien por cierto no encontramos, pero es mucho más simpático.
Texto: Luisa Hurtado González
Más relatos de Navidad aquí