04 noviembre, 2012

Corazón grande




Tengo un corazón grande. Mis pectorales, los dos porque es grande, están hinchados bajo mi tisert.
Me miran de perfil en rayos X y no se ve. Es que es plano, me dicen. Bastante común, me aseguran.
Repiten de frente y me confirma que es normal. Fijándose bien, se puede leer “I love myself”.
El cardiólogo me sienta y tranquiliza. Este modelo pegatina no da problemas. Has tenido suerte el tipo pircin necesita tratamiento porque molesta al abrazar, aunque es más tema psicológico para eliminar el coñazo de la empatía.

Texto: Ignacio Alvarez Ilzarbe
Narración: La Voz Silenciosa