16 septiembre, 2009

Demasiado

Beautiful Rafaela, Tamara Lempicka (1927)


Me hubiera gustado ser colibrí
que revolotea grácil
y se posa en tu rama
haciéndola florecer.
O leve pluma bailarina
maestra en brisas de menta
que te hicieran olvidar la Madonna
de aquella Navidad solitaria.
O cuerpo menudo,
contorsionista circense
con la que cualquier postura
es posible sobre la hoja de un libro.
En cambio, soy guerrera azabache
dispuesta a luchar en un campo de batalla
sembrado de agujeros sin eco,
sin humo y con sangre.
Femineidad contundente,
voluptuosas esferas
que se mueven en desorden
exigiendo su espacio
reivindicando su gravedad.
Demasiado peso
para la travesía de este desierto.
Lo sé.