17 marzo, 2013

Extranjerismos innecesarios

casco, Formula 1, formula uno
Siempre he odiado los extranjerismos y más teniendo un idioma tan bello y rico como el castellano. Parece que si los empleamos seremos más cultos o más "chic". Es algo muy usual con lo que me he topado sobre todo en el mundo empresarial y del marketing y me enferma.

Aprovecho con motivo del comienzo del Campeonato del Mundo de Fórmula 1 en Melbourne (no Melburne), alternativas en español que propone FundeuBBVA para algunos extranjerismos que se emplean a menudo en las retransmisiones y crónicas periodísticas:
  1. Los slicks son los «neumáticos lisos», pensados para rodar sobre un pavimento seco.
  2. Los full wet son los «neumáticos de lluvia», adecuados para lluvia extrema por tener dibujo en la banda de rodadura.
  3. La pole position es la «primera posición» de la parrilla de salida.
  4. La warm up lap no es otra cosa que la «vuelta de calentamiento».
  5. El pit lane se conoce en español como «calle de garajes» o «calle de boxes».
  6. La pared o muro que separa la calle de garajes de la pista, el pit wall, es el «muro de boxes».
  7. El grip es la «adherencia» o «agarre» del coche al asfalto.
  8. La expresión set-up equivale a «reglajes».
  9. El feeling es la «sensación» de los pilotos sobre el coche cuando realizan la puesta a punto.
  10. El safety car es el «coche de seguridad».
  11. «Pare y siga» es la alternativa en español a stop and gouna penalización que consiste en que el piloto debe ir a su garaje, parar diez segundos y luego continuar la carrera.
  12. Drive-through penalty puede sustituirse por «pase y siga»; en este caso, el piloto está obligado a pasar por la calle de garajes sin pararse.

Además, se recuerda que las formas Fórmula 1 y Fórmula Uno son correctas e igualmente aceptables para referirse a la competición automovilística.

Creo que si empleamos las alternativas en español acercaremos a mucha más gente a este deporte/espectáculo y estaremos todos a la misma altura. Será todo más comprensible. 

¿Y tú que opinas?
Puedes seguirme en @francoEscribe